#JusticiaParaMorita: un sujeto tiró del quinto piso de un edificio a una perrita, pero quedó en libertad condicional

En las redes sociales de México existe gran consternación por el asesinato de un perro de la raza dachshund, conocida popularmente como “salchicha”, que fue arrojado de un quinto piso por un hombre de 24 años, en la colonia Narvarte, alcaldía Benito Juárez en la Ciudad de México.

El individuo identificado como Miguel fue detenido el pasado 9 de octubre acusado de actos de maltrato o crueldad encontra de animales por la Fiscalía Desconcentrada de Investigación de Delitos Ambientales y en Materia de Protección Urbana (Fedapur).

De acuerdo con los primeros datos de la investigación, el sujeto arrojó al perro desde el quinto piso de un edificio ubicado en la colonia Narvarte, alcaldía Benito Juárez. El imputado fue puesto a disposición del agente del Ministerio Público de Fedapur, quién inició una carpeta de investigación por el delito de maltrato animal y dio intervención al personal de la Policía de Investigación, en tanto, el cuerpo de la mascota fue trasladada a un Centro de Control Canino (Cecocan) para la elaboración de los dictámenes correspondientes.

Sin embargo, este fin de semana se dio a conocer que el imputado fue puesto en libertad tras pagar 30.000 mil pesos. Activistas, usuarios en general y asociaciones en contra del maltrato animal se expresaron en redes sociales en contra del sujeto y exigiendo #JusticiaParaMorita.

“Descansa en paz. Hoy sabemos que te llamabas Morita, tenías 2 años y un desquiciado acabo con tu vida. Nuestro corazón llora no solo por ser un miembro de la comunidad Salchicha, si no po ser un ser vivo e inocente victima de ún psicópata”, escribió una asociación.

En Twitter se pueden encontrar mensajes de indignación porque el joven identificado como Miguel fue puesto en libertad. “Lo perdonaron con 30 mil pesos, por lo menos hagamos viral su cara. Los psicópatas empiezan asesinado animales y luego gente. RT por favor”.

Hubo quienes fueron más allá y compartieron la cuenta de Instagram del hombre. También circulan algunas versiones, como la del sujeto, quien habría alegado que el perro saltó por decisión propia. Otra versión, podría tratarse de una venganza en contra de los dos compañeros de departamento del hombre, pues le habían pedido que desocupara la habitación que rentaba.

En una entrevista difundida en el Facebook de Alejandro Ramírez, el dueño de Morita relatóque todo sucedió cuando bajó a la puerta de la calle del edificio donde vive para despedir un amigo, pero cuando subía las escaleras escuchó un golpe y el llanto de un perro; notó que la puerta de su departamento estaba abierta y subió para buscar a sus perros (Ovni y Morita). En las escaleras se encontró a Miguel, quien de inmediato le dijo que él no había hecho nada y que Morita se había aventado sola. “Entré en shock, me dijo que él no había sido, que simplemente salió de su cuarto, vio a los perros subir y solo había alcanzado a Ovni”, recordó.

Mientras esperaban a la patrulla, Miguel empacó sus cosas junto a su novio e intentó salir del edificio; su compañero de departamento relató que un vecino lo enfrentó y dijo que él había visto cuando Miguel subió con los dos perros a la azotea y aventó a Morita. Eso bastó para que Miguel ya no intentara escapar y minutos después llegó la patrulla, según la versión del dueño de Morita.

“En su declaración dijo que la perra se tiró por la ventana del apartamento y que él solo había salido a fumar; su segunda declaración fue que escuchó a los perros huir, pero él nunca subió”, dijo el dueño de Morita, quien insiste en que la juez declaró como culpable a Miguel.

Miguel se pronunció al respectoen su red social, donde abundan fotografías donde presume su cuerpo, pero también comentarios negativos en su contra.

“Amigos, gracias por los que estuvieron confiando en mí y los que nunca dudaron de mí. Gracias a aquellos que no solo se dejaron llevar por una acusación y unas fotos donde no se demuestra absolutamente nada, y una supuesta noticia sin fundamento ni fotos que comprueben este acto.

En redes sociales el descontento es general.

“A mi me daría miedo ir al gym al que el va, capaz y trae una bomba en la mochila, o estar en el mismo restaurante donde el está, capaz y Saca una pistola y nos mata a todos, el punto es que no está esta bien de su cabeza y deberían de encerrarlo #JusticiaParaMorita”, escribió una persona en Twitter.

Según el diario Milenio, los abogados de Miguel promovieron un recurso para conseguir la libertad condicional de su cliente y durante seis meses, el imputado deberá acudir a firmar.

Se le impuso la reparación del daño por 30.000 pesos al dueño de Morita, y además, no podrá acercarse al lugar de los hechos ni a la víctima. El dueño de Morita explicó que aceptó recibir el pago económico para que Miguel no saliera limpio de ningún cargo. Así, a Miguel se le dio libertad condicional con cargos la culpabilidad por la muerte de Morita.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.