Cómo afecta la Covid-19 al olfato y el gusto

Compartir este articulo.

Las alteraciones en el olfato y el gusto pueden ser indicio de esta nueva enfermedad Covid-19 provocada por el coronavirus. Precisamente ha sido uno de los síntomas que más se ha destacado, e incluso se ha analizado en investigaciones recientes, con el objetivo de localizar una señal característica que permita identificar esta enfermedad respecto a las otras de tipo vírico, como la gripe.

Te contamos los datos que se conocen hasta ahora y los tratamientos que se utilizan para recuperar el olfato, en el caso de que este efecto se prolongue en el tiempo.

Cómo afecta la Covid-19 al olfato y el gusto

Cronología de los coronavirus

Lo cierto es que la presencia de los coronavirus no es una novedad; estos virus causantes de enfermedades respiratorias nos han acompañado desde años atrás. La doctora Adriana Izquierdo Domínguez, especialista en Alergología del Centro Médico Teknon, nos señala que “en las últimas dos décadas, hemos experimentado dos infecciones fatales por coronavirus”, indicando que:

  • En el año 2002 surgió SARS, según sus siglas en inglés, causante del síndrome respiratorio agudo grave.
  • En el año 2012, apareció MERS, por sus siglas en inglés, responsable del síndrome respiratorio de Medio Oriente.

En la actualidad, ha irrumpido el SARS-CoV-2, que ha generado una alerta sanitaria a nivel mundial, debido a su rápida difusión y a los efectos de su enfermedad Covid-19.

¿Existe un síntoma propio de la Covid-19?

Pese a que ya se han recopilado algunos síntomas relacionados con el nuevo coronavirus, entre ellos fiebre, tos y problemas para respirar, estos no permiten diferenciarlo de otras enfermedades causadas por virus. En este sentido, nuestra alergóloga nos matiza que “no hay síntomas específicos de vías respiratorias altas que nos distingan el SARS-Cov-2 de otras infecciones virales, como rinovirus, influenza, virus Ebstein-Barr y otros coronavirus”.

Esta es la razón por la que es muy importante continuar con la búsqueda de un indicio más característico. Así nos lo remarca nuestra alergóloga, “como nueva infección emergente es crítico identificar y entender las características clínicas de los pacientes con Covid-19 para detectar tempranamente la infección, así como minimizar la propagación de la enfermedad”.

La alteración del olfato y del gusto por Covid-19

La pérdida o alteración del olfato y del gusto podría ser este indicio significativo a la hora de detectar esta nueva patología, ya que, según recientes estudios, es habitual en los pacientes de Covid-19.

En concreto, se ha observado que, con frecuencia, la Covid-19 causa una alteración en el olfato y el gusto. De hecho, se ha comprobado que puede afectar en un 85% al olfato y en un 88% al gusto, según varios estudios de reciente publicación, en los que se ha analizado este efecto en pacientes con Covid-19 en Irán, China, Francia, Italia, Estados Unidos, Bélgica e Inglaterra.

Efectos de la Covid-19 en el olfato

¿Efecto temporal o permanente?

Lo habitual es que la persona afectada recupere el olfato de manera espontánea. Sin embargo, también existen casos en los que se prolonga más tiempo llegando a perjudicar:

  • al gusto
  • a la calidad de vida
  • a la seguridad del enfermo porque el olfato ayuda a detectar posibles agentes tóxicos que pueden inhalarse y los alimentos que no están en buen estado

Nuestra alergóloga nos explica que “la alteración del olfato post viral no es novedad en nuestra especialidad y nos ayuda a tener una amplia experiencia en el manejo, diagnóstico y tratamiento”.

La anosmia o pérdida total del olfato

Cómo tratar la pérdida de olfato

Afortunadamente, este efecto secundario puede tratarse a través de varias estrategias. Se opta por unas u otras, dependiendo de si el paciente ha perdido todo el olfato, lo que se llama anosmia, o si solo es una pérdida parcial, que se conoce como hiposmia. Entre las opciones que se plantean, están:

Tratamiento médico individualizado

Nuestra especialista nos indica que “los corticoesteroides, tanto tópicos como sistémicos, están indicados existiendo evidencia en la mejoría del olfato por su efecto antiinflamatorio en las patologías nasosinusales”. Para su prescripción es necesario acudir a un especialista, quien indica la dosis adecuada para cada caso, la manera de administrarse y otras indicaciones que dependen de la inflamación en Covid-19.

Entrenamiento del olfato

Si el olfato se ha perdido de manera definitiva, el entrenamiento olfatorio puede ser uno de los tratamientos indicados. Se trata de una técnica en la que se ejercita de nuevo este sentido, durante el tiempo aconsejado por los especialistas. Para ello, cada día se expone al paciente a varios olores concentrados que están en recipientes individuales. Al respecto, nuestra alergóloga nos apunta que “existe clara evidencia científica que esta terapia mejora la sensibilidad del olfato”.

Por último, nuestra alergóloga concluye que “la disfunción del olfato debe alertar en momentos de pandemia sobre la posibilidad de infección por SARS-CoV-2, y se debe considerar el estudio específico e individualizado de cada caso por especialistas en olfato y con amplio manejo en COVID-19″. Además, en los casos en los que se ha perdido el olfato, es importante valorar un posible entrenamiento olfatorio.

COVID-19

AVANCE EN TIEMPO REAL DEL COVID-19